***WELCOME TO POST ORIGINAL VIEWPOINT***
0 like 0 dislike
30 views
published by (180 points)
imagevidentes gratis, https://www.tarotvidente.eu.

Podría empezar con una definición simplista: "esotérico es todo cuanto está escondo a la mayoría", para complicarlo con: "es la verdad más trascendental, oculta tras los símbolos que la representan, por parábolas que la ocultan O por alegorías que la velan". De donde se comprende que las enseñanzas esotéricas tengan el carácter de estrictamente reservadas a los iniciados. Haciéndose simple intuir que el esoterismo trata de cuanto relaciona al ser humano con el Todo Universal (el G.·. A.·. D.·. O bien.·. para los masones), en los planos físico, psíquico y espiritual.


Por lo tanto y ya antes de ir más adelante, comprendamos que no Existe una ciencia esotérica, sino una multiplicidad de ellas, Pues siendo el esoterismo "el corazón y el espíritu de las religiones", cada una de ellas conservará conocimientos de carácter esotérico, Aproximadamente secretos, Más o menos ocultos a sus adeptos, Aproximadamente misteriosos. Sin olvidar que Todas y cada una de las religiones han surgido de un conocimiento común, presente en el subconsciente de la humanidad desde su cuna, Quizás como un acervo cultural herencia de un Universo que precedió al actual, Dentro de la eterna rueda de las sucesiones y transmutaciones que toda materia, visible O invisible, sufrió, sufre y sufrirá por los siglos de los siglos.


"Como es arriba es abajo", decían los alquimistas del medioevo y recogían los rosacruces renacentistas, resumiendo en una sola frase toda la filosofía de la dualidad. Arriba y abajo, blanco y negro, el bien y el mal, lo conocido y lo secreto: Exoterismo y esoterismo, los Dos aspectos de una misma doctrina, de un mismo conocimiento. En apariencia opuestos, Realmente complementarios; abiertos los unos a la generalidad de los mortales y reservados los otros a los iniciados, al círculo interno, a los que han merecido llegar al conocimiento.


Como bien saben los kabalistas, existen las letras y el espíritu de exactamente las mismas. Coexisten sin que, los no iniciados, lleguen Ni siquiera a sospechar que los signos (símbolos) que conocemos como letras, puedan tener mayor alcance, más significado que el por La mayoría conocido ¡el que el racionalismo científico las atribuye!


Sírvame esto como ejemplo del aparente significado y el espíritu del símbolo, este último ignoto para el no iniciado, secreto por su misma naturaleza, De forma que absolutamente nadie tiene poder para divulgarlo. Continua y Seguirá inexpresado Y también inaccesible a los no iniciados, a los profanos, y solo por símbolos se le podrá alcanza. Téngase por bien entendido que el Profesor no transmite a sus discípulos el secreto en sí, sino el símbolo y la influencia espiritual que hace posible su comprensión.


Distinguiéndose tres etapas O niveles de dificultad creciente en la noción y comprensión de lo esotérico:


El secreto, O misterio, es lo que en principio se recibe en silencio; es un esoterismo "objetivo". Luego se prohíbe Charlar de ello; es un esoterismo "subjetivo". Para, finalmente, resultar difícil referirse Incluso al mismo; es un esoterismo "esencial" O bien metafísico, con el que se unifican por el interior Todas y cada una de las doctrinas tradicionales.


Un error usual es estimar al esoterismo como materia de carácter religioso, Pues lo religioso no tiene, ni mucho menos, el monopolio de lo sagrado. Por otra parte el esoterismo tampoco puede convertirse, como sucede En ocasiones, en una religión especial para empleo de privilegiados, Ya que constituyendo un punto de vista sobre lo sagrado, no puede ser lo sagrado en sí. Quizá la mejor explicación sobre la diferencia entre el esoterismo y lo religioso, sea decir que lo que en el esoterismo es secreto, en la religión se convierte en misterio.


No tiene el esoterismo un vocabulario singular y secreto, solo conocido por los iniciados, Pues teniéndola ya no sería esoterismo. Lo que hace es dar un sentido especial a términos de uso habitual en otras disciplinas, debiéndose tener en cuenta que esos medios de expresión O bien comunicación datan de la época en la que quedaron fijados sus significados, Con lo que cuando tratamos de esoterismo debemos tener en cuenta el concepto del Mundo que correspondía al espíritu de los contemporáneos y el estado de la ciencia en aquel tiempo.


Los filósofos de la Grecia clásica reconocían una realidad superior habitada por energías invisibles. Colocaban al hombre en el centro del Cosmos y partiendo de él dividían el Cosmos en un ternario de manifestaciones que incluían un plano físico O bien material, un plano psíquico y un plano espiritual, en una jerarquía que A lo largo de milenios fue la base de toda enseñanza.


Centrar al hombre en el Cosmos fue la consecuencia de la identidad de los elementos que componen al uno y al otro. A este respecto los pitagóricos consideraban que el hombre forma en sí un microcosmos, doctrina que fue aceptada por Platón y que permitió, partiendo de la analogía armoniosa que une al Cosmos y al hombre, Esto es, al macrocosmos con el microcosmos, distinguir en el hombre tres formas de existir:


Al Planeta, O plano material, CARTOMANCIA le corresponde el cuerpo.
Al plano psíquico le corresponde el Ánima.
Al plano espiritual el espíritu.


Esta división dio lugar a 3 disciplinas:


La ciencia de la naturaleza, O bien física.
La ciencia del Ánima, videntes gratis O bien Psicología.
La ciencia del espíritu O metafísica. Llamada De esta manera por entender de todo cuanto está alén de lo físico.


Es esencial tomar en consideración que el espíritu no es una capacitad individual, sino más bien una capacitad universal que está unida a los estados superiores del ser.


Esta división ternaria entre cuerpo físico, Alma y espíritu, que El día de hoy puede resultarnos extraña, fue común a Todas las doctrinas de la antigüedad Aun que sus respectivos límites no Siempre sean plenamente coincidentes.


La hallamos en las más antiguas tradiciones chinas e hindúes, y el propio Génesis de la tradición judía presenta al Ánima viviente como el resultado de la unión del cuerpo físico y el soplo del espíritu.


Forma parte del pensamiento de Platón, traduciendo Más tarde los filósofos latinos el ternario: noûs, psyche y soma, del griego clásico a su equivalente latino: spiritus, anima y corpus.


Aun la primitiva tradición cristiana heredó la tripartición expresada por Juan al principio de su Evangelio, fuente del esoterismo cristiano. El ternario Verbum, Lux y Vita que Juan enumera es Exactamente el de los tres mundos: espiritual, psíquico y corporal, representando la luz el estado psíquico O bien sutil que está presente en Todas las teofanías.


Lo que separó al cristianismo del pensamiento tradicional, fue el interés que los pensadores cristianos tuvieron siglos Después en negar al Alma un elemento sutilmente corporal, como hiciera toda la escuela platónica. De forma que los pensadores cristianos de tanto acercar Ánima y espíritu llegaron a unirlos y confundirlos, separandose con ello de todo el pensamiento clásico.


Con ello dieron lugar al dualismo de ánima y cuerpo y a la confusión de lo psíquico y lo espiritual, entre cuyos planos, tan diferentes para todo el pensamiento clásico, el Planeta exotérico de tradición cultural cristiana no ve El día de hoy diferencia alguna.


Pero, volviendo al esoterismo, que es lo que nos interesa, la jerarquía de valores del ternario: intuición, razón e intelecto, son las 3 facultades del ser humano que le sirven para tomar conciencia de los tres estados: físico O cuerpo, psíquico O ánima, espiritual O bien espíritu.

Please log in or register to reply this viewpoint.

...